Personas que lograron capturar el momento exacto en el que tuvieron un pésimo día

Nunca digas que estás teniendo un mal día y que nada podría salir peor, porque parece que el universo se lo toma como un reto personal para demostrarte que tu suerte siempre puede empeorar. A estas 25 personas les hace falta llevar en sus bolsillos un trébol de cuatro hojas, la herradura de un caballo o tener una dotación vitalicia de la pócima “Felix Felicis” de Harry Potter para curarse de su desastrosa fortuna… aunque tal vez ni siquiera eso sea suficiente. Pensaron que su día no podía estar peor y se equivocaron:

1. Dejaron las llaves adentro del carro blindado

2. Aparte de todo, el tenedor me insulta