5 cosas que NO SABIAS acerca de la NARIZ HUMANA. 

0
58

1

¿Qué hacen nuestras narices? Mucho, según un estudio reciente que revela que la nariz humana puede detectar más de 1 billón de olores diferentes.

El estudio, publicado en la revista Science, afirma que podemos detectar muchos más olores que el común numero que se piensa de 10,000.

Pero, un momento, ¿Ni siquiera sabes que podrías incluso divisar 10.000 olores distintos en primer lugar? Aquí hay otros cinco cosas acerca de tu sentido del olfato que pueden sorprenderte.

1*- La Nariz de las mujeres ganan.

2

El sentido del olfato de una mujer es mucho más fuerte que la del hombre, y más aún en la primera mitad de su ciclo menstrual, informa el Daily Mirror. Llega a su punto máximo cuando ella esta más fértil.

¿Quieres un sentido más agudo del olfato? Hay maneras de entrenar a los receptores del olor, de acuerdo con un informe de Wall Street Journal. Dr. Alan Hirsch, director del Smell & Taste Treatment & Research Foundation en Chicago, recomienda algo que él llama la «terapia de oler«.

El artículo dice: «Elija tres o cuatro tipos diferentes de aromas que encuentres agradable, por ejemplo, un champú de flores, bayas frutadas, o café, evitando olores irritantes como la cebolla o el amoníaco, que puede obstaculizar la capacidad de oler. Oler estos olores con frecuencia, alrededor de cuatro a seis veces al día, con el tiempo provocara que diferentes receptores en la nariz se pongan a trabajar«.

2*- La nariz se aburre fácilmente.

3

Al entrar en una panadería o floristería, estas muy consciente de los aromas que te rodean. Pero en el momento en que te vaya, ya no serás capaz de detectarlos, dice Sense of Smell Lab, que desarrolla productos que utilizan nuestro sentido del olfato para influir en el comportamiento.

Nuestras narices son como cuevas diseñadas para humedecer, canalizar y filtrar el aire que respiramos. Cuando respiramos, el aire se limpia por pequeños pelos llamados cilios que funcionan como una escoba, barriendo todas las otras cosas que entraron en la nariz. El aire pasa entonces a través de una gruesa capa de mucosa al bulbo olfatorio cerca de la parte frontal del cerebro. Aquí es donde se identifican los olores, ya que cada molécula de olor encaja perfectamente en una célula nerviosa como una cerradura y llave. Estas células envían señales a lo largo del nervio olfatorio al cerebro, donde son identificados. 

3*- El olor supera a la vista en el recuerdo.

4

La gente puede recordar olores con el 65 por ciento de precisión después de un año, mientras que el recuerdo visual es alrededor del 50 por ciento después de tres meses, según informa el Daily Mirror. Uno de los olores más sugestivos de la infancia son el de los crayones.

El sentido del olfato es bastante primitivo y se alimenta en las áreas emocionales del cerebro mucho más directamente que del resto de los sentidos. Cuando se huele algo favorable o desagradable, ese mensaje se envía directamente a su cerebro y en el sistema límbico, donde se derivan los sentimientos de placer y felicidad, escribe Sense of Smell Lab.

4*- Tienes una «Huella de olor» ÚNICA.

Beautiful woman on a meadow.

Al igual que tu huella digital, lo que hueles es único. No hay dos personas que tengan la misma huella de olor, a excepción de los gemelos idénticos – y este olor único está determinado por factores que incluyen los genes, el medio ambiente, y su dieta. Los medicamentos, su estado emocional, tipo de piel, e incluso el clima, juegan un papel importante en cómo hueles también, agrego el laboratorio.

5*- Nuestro sentido del olfato disminuye a medida que envejecemos.

5

La cumbre de nuestro sentido del olfato es cuando estamos en nuestra adolescencia y luego empieza a declinar. Las personas tienen un deterioro de la capacidad de oler, y por lo tanto el sabor, tendiendo a seguir dietas que son menos saludables. Perder el sentido del olfato, una condición conocida como anosmia, puede ser peligroso porque no se puede oler la comida que esta en mal estado, o incluso una fuga de gas. El tratamiento puede ser requerido para esta condición.

Infecciones del tracto respiratorio superior, la contaminación, traumatismo craneal y enfermedades como la diabetes pueden afectar nuestro sentido del olfato. A veces el problema es temporal, debido a factores ambientales como el humo del cigarrillo o vapores químicos, informa el Wall Street Journal.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here