10 mitos sobre el VIH y SIDA. 

0
45

1

Todos sabemos acerca de la existencia de esta enfermedad de transmisión sexual, VIH es ser portador del virus y el SIDA es el VIH ya desarrollado. Hay muchos mitos en torno a estos hechos, y lógicas absurdas en torno a las mismas, asi que aquí hay 10 mitos del VIH y SIDA que debes de saber.

 5

Mito #1

No hay necesidad de usar un condón durante el contacto sexual si ambos ya tienen el VIH.

Realidad: 

Existen diferentes cepas de VIH. Si el condón no se usa durante el contacto sexual, las parejas infectadas por el VIH pueden intercambiar diferentes tipos de cepas de VIH. Esto puede llevar a una nueva infección, lo que hará que el tratamiento de la infección por VIH sea más difícil. La nueva cepa del VIH puede llegar a ser más resistente al tratamiento actual tomado, o hacer que la opción de tratamiento actual sea infructuosa.

Mito #2

Los hombres homosexuales y los que usan drogas tienen más probabilidades de infectarse con el VIH que otras personas.

Realidad: 

En Singapur, el 90% de todas las infecciones por VIH se producen a través de las relaciones sexuales. De estos, 60% el resultado de relaciones heterosexuales. El VIH se transmite principalmente a través del contacto sexual sin protección y no discrimina a nadie. No es quien eres, sino tus conductas riesgosas que ponen en riesgo el poder infectarte por VIH. Independientemente de tu personalidad o sexualidad, estarás en riesgo si no se toman medidas de protección.

Mito #3

Ser contagiado con VIH/SIDA es una sentencia de muerte.

Realidad: 

Aunque el VIH/SIDA no tiene cura, puede ser tratado. Ha habido un gran progreso en el tratamiento para el VIH en los últimos años. Una persona que vive con VIH/SIDA ahora puede seguir viviendo una vida fuerte y productiva durante muchos años.

Mito #4

Mi pareja dio negativo para el VIH. Eso significa que es seguro para nosotros tener sexo.

Realidad: 

Una prueba de VIH funciona mediante la detección de la presencia de anticuerpos en el cuerpo que se desarrollan cuando el VIH infecta el cuerpo. Pero se necesita alrededor de tres semanas para que haya suficientes anticuerpos para la detección.

Además, para asegurarse de que el individuo es completamente libre del VIH, no es suficiente tener un resultado negativo en la prueba del VIH – el individuo tendría que tomar otra prueba del VIH por lo menos 3 meses después de la primera.

Él o ella también debe evitar actividades sexuales de riesgo en todo ese período. Si el segundo resultado de la prueba es negativo, el individuo es libre de VIH y capaz de tener relaciones sexuales sin propagar el VIH.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here